Carnavales y cuaresma

Marsella no conoce la cultura del carnaval, en el siglo XX esa palabra sola era pecaminosa y proscrita por el lenguaje católico de Jesús María Estrada. Ahí nos tiene esa deuda y debería revolcarse en un más allá, eternidad en limbo de placeres con diablitas eróticas, con cachos y cola, pompis bien bellos que lo atormenten, porque cambió los tiempos del goce por semanas de rezar con procesión y letanías. 

Desde el pedal de su máquina de coser, mamá movía tiempo y diapasón, nos metía en los frenetismos de la gente con ese murmullo de oraciones que a veces duermen y en otras relajan, era tanto el pensar en la salvación del alma que hasta se desataban las conexiones ocultas del goce con la vida.

semana-santa-días-de-reflexión-o-de-diversiónEn semana santa las mujeres piadosas estrenaban, unas de luto y uniforme o modas discretas; había otro escenario, en pascua eran las putas de la Calle del Morro quienes usaban vestido nuevo, esas hijas de la impiedad siempre estrenaban para el domingo de pascua. Los mejores vestidos se lucían en la Calle de El Morro, el taller de mamá movía un agite intenso de pedales y vueltas de boleros ornados con franjas y puntadas, pegábamos botones y lentejuelas, las damiselas querían presentarse renovadas para los hombres desenfrenados por bailar y fornicar, habían sufrido su penitencia con promesas al redentor y se sentían vacíos, su completud se daba en rondas de baile y aguardiente y lo más sagrado era exprimir sus culpas en la vagina sagrada del origen de la vida y el placer.

prohibprosto

Fotografia tomada en:   https://www.laizquierdadiario.com/El-dia-que-se-prohibieron-los-prostibulos

Tiempo bendito en comunión de católicos y remojado con licor, tronado con chirrido de catres de prostíbulo. Ese mismo péndulo volvía a reventar el hedonismo en los días de la cosecha del café. 

Anuncios

Autor: guillergalo

Soy de Marsella - Paisaje Cultural Cafetero de Colombia. Publicaciones EL CONGAL. Diáspora y bordado. Narración histórica de genealogías, historias de caminos limítrofes entre El Cauca y Antioquia del Siglo XIX, la cultura, violencia, migraciones, movilidad social hacia las ciudades y los países. "RITMO AROMA Y TIEMPO DE PALACÍN" Premio Nacional de Novela "Ciudad de Pereira" año 2015. El recurso epistolar le da un nuevo sentido a su configuración literaria. Su estructura narrativa es sólida, propone un viaje mental y de lectura apasionante. Una serie de voces y personajes con un sentido poético profundo. Es el tema de la búsqueda de las raíces y de la genealogía en su universo complejo y conmovedor de la condición humana. DOS SIGLOS entre casas, montaña, poblados, violencia y una ciudad de salsa. Historia de emigrantes de Italia, se establecen en El Tolima y El Cauca, se reproduce en Chinchiná y Marsella, descendientes en el Valle a donde llegan a los edificios de la Plaza de Caicedo a conocer los ascensores y tragarse la ciudad, como el momento cuando los Buendía descubren el hielo en Macondo. TACALOA viento su sueños. Nueve narraciones en un mundo de aconteceres cuando las realidades del mundo de la zona cafetera del Colombia fueron contadas tantas veces que se hicieron fantasía.

3 comentarios en “Carnavales y cuaresma”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.